P
Plantas y Flores
F
Inicio
>
Hibiscus
>
Sabdariffa

Sabdariffa

Sabdariffa

Aunque el Hibiscus sabdariffa es una planta nativa de los trópicos, dándole el cuidado adecuado puede adaptarse a crecer en climas más fríos y resistir los cambios de estaciones.

Una planta de la que se aprovecha todo, decorativa, comestible y medicinal, vamos a plantar su semilla.

Qué es el Hibiscus Sabdariffa

Es una planta nativa del Oeste de África, una planta herbácea perenne, a veces anual, que crece hasta los 3 metros de altura. En ella crecen unas hojas ovaladas de 15 cm y se coronan por unas enormes flores.

Las flores tan grandes como la palma de una mano, de 10 cm de diámetro, pueden darse en colores blancos, amarillos o rojos oscuras.

Todas ellas tienen una base, o cáliz, de un color rojo donde nacerá el fruto, que es una fruta pequeña de 5 cm que tardará 6 meses en madurar

Otros nombres

Esta planta tiene decenas o casi centenas de nombres, entre los más destacados están: Tailandés Rojo, Roselle, Belchanda, Sarril (Saril), Carcade (Karkade), Flor de Jamaica, etc.

Las matas creciendo sin control por un jardin verde
Las matas creciendo sin control por un jardin verde

Usos

Esta planta tiene muchos usos que podemos dividir en estas categorías:
  • Gastronómicos o Culinarios
    • Las hojas se pueden usar como sustituto de las espinacas, con un toque más picante.
    • Base de la cocina Senegalesa.
    • Infusión de Sudan: que no es más que, Zumo de la fruta, sal, pimienta y otras hierbas.
  • Decorativos
  • Medicinales
    • Siempre ha sido usada como remedio natural para gente hipertensa.
    • Se ha usado como diurético y laxante.
    • De las hojas se puede extraer una loción o aceite con el cual podemos tratar las heridas y la irritación de la piel. Una crema hidratante.
    • En Brasil se usan las raíces para morder o hacer té que ayuda a la digestión
    • Está científicamente demostrado que es una de las variedades de Hibiscus que más antioxidantes tiene. Los científicos están estudiando la relación de los antioxidantes con la prevención del cáncer.
  • Industria
    • Colorante Alimenticio
    • Sustituto del Yute en la industria textil.

Cómo Cultivar Hibiscus Sabdariffa

Estos son los cuidados de esta gran planta, son pocos pero exigentes:

Cuándo plantarla

Si estamos en un clima no tropical lo mejor es hacerlo cuando ha acabado el frío, en primavera.

Dónde plantarla y cómo

Esta es una planta que hay que plantar desde semilla, es una semilla dura que debe ser rota o abierta por la parte inferior antes de plantarla para que pueda germinar.

Es importante protegerlas del frío durante las primeras semanas de vida momento en el cual son muy frágiles. Por eso es ideal usar un semillero

Después de que hayan crecido unos 10-15 cm se podrá trasplantar a su ubicación final que será un área soleada o una maceta.

Si tenemos una temperatura ideal lo mejor es hacerlo en el terreno, si no disponemos de espacio o condiciones óptimas tendremos que optar por la maceta, una manera versátil de protegerla de los días más duros.

Tierra

Requiere un alto porcentaje de materia orgánica, arena y sustrato, la relación entre ellas tiene que ser 1:1:2.

Un exceso de riqueza en el suelo hará que la floración se retrase, con ella la cosecha, y una falta hará que nunca se produzca.

La arena le dará ese drenaje profuso que necesita.

Como regar
Cómo regar y cuidar la planta

Riego

El riego debe suponer sólo humedecer la tierra, pero nunca dejarla mojada, es mejor usar un vaporizador tipo spray para humedecerla por igual.

Y regarla sólo cuando se haya secado la tierra.

Fertilizar

A veces tendremos el problema de que las hojas empiezan a coger colores no naturales. Para ello tenemos que asegurarnos de que le damos los cuidados necesarios.

Uno de los más importantes es la fertilización que debe ser con un tipo bajo fósforo, y nitrógeno y alto potasio y realizarla cada mes.

Si la planta se torna marrón es que no es el fertilizante adecuado o ha sido echado en demasiada cantidad.

Si las hojas se tornan amarillas algo se está haciendo mal, revisar niveles de riego, humedad de la tierra o la posible falta de sol.

Cosecha Hibiscus Sabdariffa

Durante las primeras fases de floración pueden retirarse con la mano y recolectar. Una ligera poda en este punto. puede favorecer que las siguientes flores nazcan con más fuerza y más cantidad.

A medida que va pasando el tiempo las ramas se tornan leñosas y el cáliz está más unido a ella haciendo que cortarla con la mano sea imposible. En este caso hay que usar tijeras de podar.

Cálices

Los cálices deberán dejarse secar y perderán el 90% del peso. Una óptima planta puede llegar a dar 500g de cálices secos que podremos usar para la preparación de té u otros de sus usos.